jueves, 22 de enero de 2009

CONCLUSIONES


De su cambio de casa sacó dos conclusiones inmediatas:

Una, fundamental y triste. En su edificio no vivía ningún chico guapo o en su defecto, al menos interesante.

Dos, las hermanas de "Qué fue de baby Jane"vivían en su mismo bloque. La rubia y más guapa era la que estaba más loca. En los primeros días se coló en su casa por equivocación prevista y mientras le invitaba a un café le dejó ojoplática. La moza de unos cincuenta decía que mantenía relaciones con un hombre, pero que un domingo le había visto ir a comprar pan y le había tenido que dejar.

- ¿Por qué?- le preguntó


- Pues porque es obvio que, si iba a comprar pan, estaba casado.


- AHHH, claro...


- También dejé a otro porque abría demasiado el refrigerador. Obviamente tenía una amante.


- Ya.


Últimamente se encontraba con ella por las mañanas y por las tardes cuando venía de trabajar. Estaba tan simpática. Le hablaba muchísimo. Una noche al acostarse todo coincidió. No se le iba de la cabeza. Como hacía mucho frío en su oficina, todos los días llevaba y traía una estufilla de su casa. Aquella extraña mujer cada vez que la veía se quedaba mirando de manera intensa el aparato y sonreía con complicidad. BabyJane pensaba que tenía un novio calefactor.