jueves, 2 de septiembre de 2010

SE BUSCA: SEPTIEMBRE

En la Antigüedad Bien y Belleza eran términos asociados. Hoy es difícil afirmar que algo bello es necesariamente bueno. Esta disociación quizás ha vuelto frívola a la belleza. Se busca la belleza con ansiedad, como para calmar un vicio. Quizás este cambio de significado es lo que nos permite dudar de la belleza como valor absoluto. Según W.T.J. Mitchell: “hay una gran diferencia entre lo buscado, lo que se ve y su lectura, porque esto último depende de lo que nuestros ojos se han acostumbrado a ver y nuestras mentes a interpretar”.
Mis ojos interpretan pero no me acostumbro a ver ciertas cosas. A veces no busco lo que veo y es difícil afirmar que es bueno si tan sólo sirve para calmar ciertos vicios. La verdad suele estar llena de bellas mentiras con una vida muy corta. Voy a dedicarme a mirar por la ventana para que la realidad sin belleza y bondad no me pueda rozar.