lunes, 28 de octubre de 2013

INSTANTES


Solo quiso un breve momento  a su padre. Fue la noche que le contó que en una ocasión había viajado en un avión de dos plantas. Sobrevolaron  un arcoiris; los de la primera planta pasaron por el amarillo y el naranja, los de la segunda por el azul y el rojo. Fue tan espectacular que se giró y besó a la chica que tenía a su izquierda. Así conoció a su madre. Solo  le quiso un poquito porque ya era mayor. Todo era mentira. Sus padres jamás se habían puesto de acuerdo en nada y mucho menos en coger juntos un avión.